Ilusiones. [Mecanismos de Control]

En los días finales del año pasado, en una pequeña reunión de viejas amistades y ex-compañeros de clases, un par de amigos fueron a fumar de esa hierba que tanto asocian con volar. Al retornar, uno de ellos comenzó a hablarme, de allí nace este post.

Siempre me he preciado de pensar diferente, pero pensar diferente no te garantiza estar en un sitio diferente, las reglas de interacciones, comportamiento y desempeño nos arropan a todos por igual. En un sistema tan diverso como la sociedad, los mecanismos más diversos de control no garantizan estabilidad.

La estabilidad es sólo momentanea, meta estable. Se alcanza en breves momentos sólo para derrumbarse al momento siguiente mimetizándose en el engañoso ir y venir de las oleadas sociales. Como seres fundamentalmente sociales y sociables, la ilusión de sociedad, comunidad, grupo, familia, nucleo familiar y de identidad propia, son las primeras y más elaboradas ilusióne que nos abarcan, capa sobre capa, desde nuestro nacimiento.

Las describiré brevemente para ustedes.

La primera ilusión, que sabemos que existió en el momento de romperse, es la de deidificar nuestra existencia, de creer que los nuestros y nosotros mismos somos más que la trascendencia per se. De creer que todo es como lo vemos e imaginamos nosotros mismos, que las nociones propias son las lecciones de la existencia. Para mi, el primer error del hombre, cuando es niño, es saberse erroneamente Dios.

La segunda ilusión, es más bien producto de elaboradas construcciones sociales tradicionales. Con tildes educativos, fabulas, historias, mitos y leyendas cubren con niebla gruesa como lana y sesgan la imaginación. Controlan el comportamiento y vilifican el libre albedrío.

La tercera ilusión, mucho más formal y estructurada, a veces hasta obligatoria. Es pasar el testigo en el trote de la primaria educativa, con libros sesgados, profesores sin vocación ni alicientes de buen pago, [des]-ilustran a la brillosa mente juvenil en el vaho mohoso de una historia contada por vencidos y una geografía dibujada en imprecisiones ahistóricas y recurrentes.

Es fácil decir, que antes de ser púber, los que van a ser hombre o mujer, ya han sepultado la llama, que me gusta creer innata, de la imaginación y sus grandes raíces, bajo la ceniza volcánica e incendiaría de la des-educación.

Como archi-enemigos el caletre y el pensamiento crítico, luchan en la mente del pre-puber. Así como la pseudociencia contra la investigación real en los terrenos menos silvestres de la palestra pública.

Como comentario, me recuerdo de un chiste, en el cual una madre y su hija conversan:


-Mamá, mamá ¿Qué es el amor?.
-Mija, eso es algo que inventaron para cogernos de gratis. “

Las ilusiones, aparentes y vacías muestran un andamiaje para sostener mentiras. Los prejucios nacen de este tipo de cosas. Y lo más peligroso es que se autoreplican, mutan y se combinan.

Para que preocuparme en ahondar, si mi relato tendría que llegar a detalles que sólo Dante podría enhebrar correctamente para que alcancen sentido.

En resumidas cuentas, la mente frágil y joven; se despilfarra ante una caja que titila.

Esta niñera, es la televisión. Pero como mecanismo de control, es básicamente la misma estructura, crear necesidades artificiales en base a creencias sembradas en barbecho.

Si conoces el reverso del espejo, no es dificíl que cruces por la puerta que conduce al agujero del conejo y te des cuenta, que incluso tus modas y modos de comunicación, son el canal, que en mayor o menor medida, encierran enfocan y desvian vuestra atención del verdadero significado.

Y como en un ghetto polaco repleto de judíos hambrientos, la esperanza de vivir mejor, a veces hace que pongamos nuestros pasos sobre las cabezas de otros. Haciendo de cada uno, policía de otros.

En cualquier red, el hecho de pertenecer, de hacer parte, te convierte en parte de la estructura. Al ser parte de ella, profundizas la permanencia de todos bajo todos.

Antes de cualquier cosa, cuestiona no tanto a otros, sino a ti mismo. Como podrías saber que hacer sino te puedes entender.

 

Esas necesidades de verdadera aventura, no se cubren con caramelos virtuales, ni con charlas antimaterialistas a través de un artefacto tecnológico; mucho menos con una cosecha virtual o un análisis espartano de lo que se observa o se siente. La verdadera aventura está en nosotros mismos.

Las medidas son estructuras internas, son estructuras construidas. Hay algo ulterior, más profundo, cuya mera existencia no es superposición. Pero el lenguaje, a pesar de poderoso, rinde impotente, ante su incompletitud.

No han despertado alguna vez, de un sueño de completitud. Un sueño repleto, donde al despertar yacian vacíos en sus camas. Eso mismo se siente cuando se descubre algo de la verdad.

 

Leer y entender no es la misma cosa. Fuera de juego de palabras, el lenguaje es bello de por si, pero la estética oculta, la anisotropia literaria, tiene su belleza “rara” que el común llama inentendible.

Las preguntas nunca han sido perjudiciales, conocer la verdad, no ha hecho daño. Bueno, tal vez descubrir la mentira si. Fomentar la curiosidad, salvaje e indomable, debe ser más importante que formar gente similar.

Alguna vez pensé, la educación garantizaba desarrollo, crecimiento y mejora. Pero que equivocado estuve, como está planteada, la educación está muy mal, por que más que mostrar, debemos enseñar a hallar; a demostrar.

En otro momento creí, la cultura beneficiaba y brindaba identidad, pero de que sirve una mascara para cubrir, cuando de verdad necesitamos des-cubrir.

Simplemente libertad.

Pero está claro que si leíste hasta aquí, apreciado/a lector(a), sabes muy bien, que lo incompleto completa más que agua cuando hay sólo sed.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s